top of page

El concurso de Tés e infusiones del Mundo de la AVPA pone en contacto a productores con compradores

Descubrí las maravillosas infusiones Tofillo durante el tercer concurso, explica Maria Kockmann. Fue un verdadero placer degustar la Malotira durante el concurso. Inmediatamente me intrigó y después de las jornadas de Tasting me enteré de que se trataba del té de las montañas cretenses, presentado por el productor Nikos Psyllakis de Tofillo.

La Malotira es una planta endémica de múltiples virtudes y de perfil aromático rico y complejo, producida por Tofillo en la meseta de Omalos, a pocos metros de la entrada de las famosas gargantas de Samaria a 1227m de altitud.

Su cliente UNAMI en Lille y Bruselas lo ha referenciado iniciando así una relación comercial duradera, ya que la Malotira sigue en el catálogo 3 años más tarde, han seguido la verbena cítrica cultivada en Souda, en la costa norte de la isla, y la salvia, cultivada en Lakki, cerca de Chania. Todas ellas se cultivan en un entorno preservado donde Tofillo garantiza una agricultura responsable y certificada ecológica.

El concurso permitió dar a concoer esta planta poco conocida, así como el trabajo formidable de un productor que trabaja en el respeto absoluto de la naturaleza, pero también apoyar su actividad y su desarrollo económico.

El orgullo de ganar una medalla de oro no es la única recompensa para Tofillo, la posibilidad de exportar a la Unión Europea y de tener repercusiones concretas es muy alentadora para todos los productores que participan en el Concurso Tés del Mundo de la AVPA.


18 visualizaciones0 comentarios

תגובות


bottom of page